Comunicación de crisis: Gabriel Camargo y su disculpa tardía

La imagen puede contener: texto
Tomado de la cuenta oficial de Facebook del Club Deportes Tolima

Recuerdo al profesor Héiller Abadía Sánchez, de la Universidad Católica de Pereira, cuando en una clase de Gerencia de la Comunicación, nos explicó que una de las fallas más grandes al asumir una crisis comunicacional es tardarse en reaccionar. Y es que una reacción temprana, puede darle a la empresa implicada el control de su situación.

Obviamente, existen otros errores como el no asumir responsabilidades o delegárselas a otro, improvisar, mentir, no ponerse en la piel de las víctimas, tener malos tratos con sus públicos –desde el interno hasta los medios masivos y líderes de opinión-, entre otros.

Me quiero meter en este tema porque considero que sí hubo una pequeña situación de crisis con el Club Deportes Tolima, en referencia a las declaraciones que su dueño, el ex senador Gabriel Camargo Salamanca, dio frente a la situación actual del fútbol femenino de mi país.

Hagamos memoria: el 20 de diciembre de 2018, en una rueda de prensa el dueño del equipo ‘Pijao’ manifestó su desacuerdo en continuar la Liga Femenina de Fútbol en Colombia. En ese momento sorprendió en afirmar que las mujeres tomaban más licor que los hombres y que la liga era un “caldo de cultivo de lesbianismo”.

Su declaración tuvo una sacudida mediática y despertó el rechazo de la sociedad (lamentablemente no toda) a nivel nacional e internacional.

20 días después (si, todo eso demoró) el dueño del Deportes Tolima se retractó de aquellas declaraciones, a través de un comunicado publicado en las redes sociales del equipo de fútbol, donde escribió: “No fue mi intención ofender a las mujeres practicantes del fútbol, y menos aún menoscabar sus derechos fundamentales de igualdad, no discriminación, dignidad, honra y buen nombre”.

Tal vez, admitir su equivocación el mismo día o 24 horas después, no lo hubiese salvado al menos de una sanción social, sin embargo, era más fácil controlar la situación el haber reaccionado a tiempo. La experta en comunicación de crisis Natalia Sara (https://nataliasara.com/2018/06/18/las-10-actitudes-para-gestionar-con-exito-conflictos-y-crisis/) habla de tener una actitud proactiva de comunicar, hacerlo a tiempo y cambiar la mentalidad de permanecer callado. ‘Cerrar la boca’ en esos casos agrava las situaciones y puede afectar a personas directamente implicadas, como las futbolistas, en especial las del Atlético Huila, campeonas continentales.

Tal vez, una disculpa a tiempo le pudo ahorrar a Gabriel Camargo que la Consejería Presidencial para la Equidad de la Mujer solicitara a la Fiscalía adelantar investigaciones en su contra, la Defensoría del Pueblo le interpusiera una acción de tutela y que la vicepresidenta de la República, Martha Lucía Ramírez, exigiera sanciones para este directivo.

Mientras no había respuesta por parte del dirigente, el presidente de la Acolfutpro (Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales), Carlos González Puche, remitió este caso al Comité de Ética de la FIFA en caso de que la Federación Colombiana de Fútbol no lo sancionara.

De sanciones quizá no se hubiera salvado, pero una pronta reacción minimiza la tormenta mediática que afectó su imagen y la de su club. El ex senador tiene antecedentes similares, por lo cual es recomendable que su jefe o equipo de comunicación pueda entrenarlo o darle recomendaciones a la hora de ser un buen portavoz del equipo y su marca personal.

Hasta el siguiente post, mi gente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s